jueves, 10 de julio de 2008

Capital Digital


Carlota Pérez comenta que nos encontramos en la etapa de despliegue de esta oleada tecnológica, basada en la informática y las telecomunicaciones, donde quienes obtendrán verdaderas ventajas competitivas serán quienes posean la mayor calidad y cantidad de capital humano, quienes tengan calidad y poder de las redes y alianzas, quienes sean más innovadores y tengan mayores capacidades emprendedoras. También son importantes la idoneidad, coherencia y flexibilidad en cuanto a las estrategias al igual que obtengan especialización y un posicionamiento ventajoso.

Por otro lado, los factores que considera Friedman dan paso a una mayor descentralización de la empresa, generando de esta forma lo que Tapscott llama la Empresa Ampliada. Don Tapscott, David Ticoll y Alex Lowy ven la implementación de esto mediante lo que llaman redes de negocios o Business Webs (b-webs), las cuales son una nueva plataforma para la competencia, siendo, en opinión de los autores, las nuevas creadoras de valor en el siglo XXI.

Una b-web es una red de socios de negocios, única pero flexible, con hasta cinco participantes clave: Proveedores de servicio, productores, suplidores, empresas de infraestructura y clientes. Estos participantes se encuentran enlazados mediante canales digitales – es decir, utilizan la Internet como su principal medio de comunicación y transacción. Las b-webs son de gran utilidad, ya que representan la única forma mediante la cual el capital digital se puede acceder, incrementar y finalmente convertir en valor de mercado.

Tapscott define al Capital Digital como la suma de tres activos de conocimiento:

Capital Digital = Capital Humano + Capital Cliente + Capital Estructural.

Capital Humano: Es la capacidad combinada que tiene cada persona de la b-web de generar valor para el cliente. Incluye habilidades, creatividad, conocimientos, etc.

Capital de Cliente: A quien conoce usted, y cómo ellos valúan su contribución. Principalmente abarca las relaciones establecidas por la organización con sus proveedores y clientes.

Capital Estructural: Los procesos de negocio y el conocimiento del mercado, que le permite cumplir los requerimientos de sus clientes.

Una de las características de la economía digital es que es molecular. La antigua corporación está en proceso de desagregación, siendo remplazada por moléculas dinámicas y multitudes de individuos y entidades que conforman la base de la actividad económica.

Tapscott visualiza el final de la jerarquía de comando y control, mediante el desplazamiento a estructuras moleculares con base en equipos. Se da poder o libertad a los empleados individuales y grupos de trabajo, para actuar y crear valor.

La organización no necesariamente desaparece, pero sí se transforma. Lo “masivo” se convierte en “molecular” en todos los aspectos de la vida económica y social.

De la misma forma los mercados se están desagregando en nichos, segmentos, micro segmentos, comunidades, etc.

En cuanto a Organización, los consumidores de información y tecnología se convierten en productores. La colaboración humana en la red pasa a formar parte de los recursos corporativos de información multimedia. Los usuarios se convierten en diseñadores, creando por sí mismos nuevas aplicaciones de software. Desconcentración de muchas de las responsabilidades para la adquisición e implementación de la tecnología.

En cuanto a la Tecnología, existen los Sistemas y tecnologías orientadas al objeto. El software separa los datos de la programación (servicios) para crear grandes cantidades de piezas. Luego que puedan reutilizase y ensamblarse en forma rápida.

De esta forma los usuarios crean sistemas y bases de datos, reemplazando el rol tradicional del especialista, así como hace una década las hojas electrónicas sustituyeron los equipos de desarrollo de aplicaciones. Las interfaces gráficas de usuario cambian a interfaces de multimedia que involucran captura y respuesta oral, posibilitando una interacción natural con las herramientas (respuesta interactiva de voz).

Otro aspecto importante de esta nueva economía es definida por Alvin Toffler en su obra “La tercera ola” donde incorpora el término “proconsumidor”: En la nueva economía se reduce la brecha entre consumidores y productores. La brecha entre consumidores y proveedores está desapareciendo. Los consumidores tienen mayor influencia en el proceso de producción, por lo que se deben establecer procedimientos para aprender más sobre las necesidades y gustos de los clientes.

En cuanto a la Economía, la brecha entres consumidores y productores se cierra de varias maneras. Por ejemplo, los consumidores se involucran en el proceso actual de producción a medida que su conocimiento, información e ideas forman parte del proceso de especificación del producto. La colaboración humana en la red se convierte en parte del archivo internacional del conocimiento.

El reto principal de las empresas en la economía digital es formar y almacenar Capital Digital, extraído del poder de las b-webs. Específicamente, las b-webs permiten adquirir Capital Humano sin ser el dueño del mismo, acceder al Capital de Cliente mediante relaciones mutuas y beneficiarse del Capital Estructural que otros participantes proveen.

Construir una nueva b-web es un proceso de 6 pasos:

1 – Describir: Para el mercado que piensa atacar, se debe analizar y describir la propuesta de valor existente en la actualidad.

2 – Desagregar: Observando aquellos negocios que actualmente crean valor y que cumplan con dicha propuesta de valor. Es importante determinar cuáles son sus fortalezas y debilidades y de qué forma se comparan con su b-web

3 – Visualizar: Determinar la nueva propuesta de valor que ofrecerá su b-web. En otras palabras, es importante identificar como se puede aplicar tecnologías digitales para mejorar la propuesta de valor existente.

4 – Re agregar: Determinando qué procesos, contribuyentes, aplicaciones y tecnologías se necesitan para cumplir con la nueva propuesta de valor. Como consecuencia de esto, se debe determinar quienes deben participar.

5 – Hacer Mapa de valor: Se debe Diseñar un mapa visual que muestre todos los intercambios de valor dentro de la web. El mismo debe representar todos los flujos de bienes, servicios, dinero, conocimiento, marcas, lealtad del cliente, etc.

6 – Afinar su b-web: Seleccionando uno de los modelos de b-web, y adaptándolo para que cumpla con sus requerimientos. Es importante mantener la flexibilidad que le permita cambiar el modelo en el camino.

Nota: Parte de este material se puede consultar en http://www.galeon.com/academiavirtual/resumido.pdf